Harinas sin gluten (parte II)

tipos de harinas sin gluten
Harinas sin gluten (parte II).
 
Hay más vida, más harinas, además del trigo. En este post, comencé a hablaros de algunas de las harinas que podemos utilizar en nuestro mundo sin gluten. 
 
 

Harinas que provienen de Leguminosas

⇒ Harina de Garbanzo

La de garbanzo es posiblemente, una de las harinas sin gluten más conocida.
 
Tienen un alto valor nutricional y proteico y se puede comprar ya molida o hacer casera triturando garbanzo seco directamente en una máquina tipo Thermomix.
 
Personalmente para la repostería apenas la utilizo. Sí en cambio para hacer algún tipo de pan y sobre todo para rebozados, especialmente los de pescado.
  • Nota: aunque sean mas desconocidas, el guisante, la lenteja o las alubias tambien se pueden moler (siempre en seco) y convertirlas en harinas aptas para celíacos.

⇒ Harina de Altramuz

Los altramuces sin una legumbre típicamente mediterránea. Con un alto contenido proteico y fuerte sabor, su harina ideal para masas de pan.
 
En repostería nunca la he usado.
Harinas de altramuz y garbanzos sin gluten

Harinas que provienen de Frutos Secos

⇒ Harina de Almendras

Sin lugar a dudas, una de las más conocidas,  la harina de almendras (sirven también las almendras muy molidas) tiene un alto nivel de potasio y de sodio.
 
Ayuda a controlar el colesterol, la presión arterial y estabiliza los niveles de azúcar del cuerpo.
 
Por su alto contenido en grasas y proteínas es una harina ideal para las recetas que necesitan harinas sin gluten ya que les aporta una jugosidad espectacular a los bizcochos, pudiendose además utilizar en un porcentaje total de la harina.
 

⇒ Harina de Castañas

Con un alto contenido calórico, las castañas son ricas en carbohidratos y bajo contenido en grasas.
 
Al igual que pasa con las almendras, si no la encontráis en modo harina, podéis triturarlas en una máquina tipo Thermomix para convertirlas en harina (es mejor asarlas antes).

⇒ Harina de Coco

Aunque proviene de una fruta y no de un fruto seco y no es propiamente una harina, la incluyo en este apartado porque me encanta y es muy versátil para su uso en repostería.

Tiene un alto contenido en fibra, baja en carbohidratos y es muy proteica.

Harina de avena

Para finalizar este post, quiero hablaros de la harina de avena.

Sé que esta genera mucha controversia porque aunque genéricamente es sin gluten, contienen avenina que es una proteína que a muchos celiacos no les sienta bien.

Por ello, yo no la consumiría sin autorización de vuestro médico de digestivo.

Si la tolerais, acordaos que siempre, siempre debe ir certificada sin gluten.

Se puede comprar ya molida o bien en copos y triturarla en casa.

  • Importante: recordad que aunque todas estas harinas son naturalmente sin gluten, si se compran ya molidas en el supermercado deben ir correctamente etiquetadas como sin gluten, ya que en el proceso de molienda, se han podido contaminar.

Es todo por hoy. Espero el el post os ayude a comprender cómo y dónde usar las diferentes opciones que tenemos de harinas sin gluten.

Si además queréis hacer vuestro propio mix de harinas para repostería, en este post os cuento cómo hacerlo.

Helena

2 Comments

  1. Aurora

    Estoy encantadísima de haberme encontrado con toda esta información que nos has facilitado. Seguiré en contacto con ella. Las recetas de bizcochos las veo más fáciles, las de pan me cuesta más conseguirlo.
    Muy agradecida. Un cariñoso saludo, Elena.

    1. Helena Oses Ursua

      Buenos días Aurora. Encantada de tenerte por aquí¡¡¡¡
      A mí el pan también se me sigue resistiendo, pero lo conseguiremos.
      Un besote
      Helena

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *