Tarta mousse de cerezas sin gluten

tarta mousse de cerezas sin gluten

La tarta mousse de cerezas sin gluten que hoy os traigo, es una delicia para el paladar.

Siempre se dice que hay que comer la fruta de temporada. Y por supuesto, hay que aprovecharla para hacer postes.

Así que como la semana pasada mis vecinos me regalaron una caja de cerezas recién cogidas de los árboles, tuve claro que además de comerlas tal cual, había que hacer esta mousse que tenía fichada desde hacía tiempo.

Suave, delicada y nada dulce. Así esta mousse de cerezas.

Y ahora sí, vamos allá con la receta.

 

mousse de cerezas sin gluten
mousse sin gluten de cerezas
tarta de cerezas sin gluten y sin lactosa

Tarta mousse de cerezas

  • Ingredientes
  • 600 gr cerezas deshuesadas
  • zumo de limón
  • 175 gr azúcar
  • 5 hojas de gelatina
  • 3 claras de huevo
  • 200 gr queso crema
  • 60 gr queso ricotta
  • 50 gr yogurt natural
  • cerezas para decorar
  • base de bizcocho (*)
  • Elaboración

– Lo primero que vamos a hacer es el concentrado de cerezas. Para ello, deshuesamos las cerezas, las lavamos y las ponemos en una cazuela junto con 125 gr de azúcar y el zumo de limón y dejamos cocinar a fuego lento una media hora.

– Una vez hecho el concentrado, lo colamos para quitar todas las pieles y dejamos atemperar.

– Mientras tanto, vamos hidratando las hojas de gelatina en agua muy fría y una vez hidratadas y atemperado el concentrado de cerezas, las añadimos al mismo y las disolvemos bien. Reservar.

– En un bol limpio, montamos las claras de huevo y cuando espumen, añadimos los 50 gr de azúcar restantes y montamos un merengue firme. Reservar.

– En otro bol, mezclamos el queso crema, el queso ricota y el yogur.

– A esta mezcla le añadiremos el concentrado de cerezas y batimos bien para que quede una masa homogénea y cremosa.

– Para finalizar, incorporamos un poco del merengue con movimientos suaves y envolventes y cuando este completamente integrado en la mezcla, añadimos el resto del mismo modo.

– Vertemos nuestra masa sobre el molde elegido y dejamos reposar hasta que cuaje en la nevera, un mínimo de 4 horas. Mejor si es de un día para otro.

  • Notas

– Si las cerezas no están muy maduras, podéis añadir un poco más de azúcar.

– En caso de no encontrar queso Ricotta (yo lo compré en Mecadona), podeis sustituirlo por nata de montar o incluso por un yogurt griego.

BASE: Como veis en las fotos, yo le puse una base de bizcocho de fresas que tenía congelado.

Pero no es necesario. Es una mousse que por sí misma está buenísima, así que la podéis hacer sin base (de hecho, creo que está aun mejor), o con una base clásica de tarta de queso (galletas o cereales triturados con mantequilla).

la receta contiene lácteos y huevos
  • Dificultad: MEDIA
  • Tiempo preparación: 1 hora
  • Tiempo total: 24 horas
  • Raciones: 10-12

Sin duda alguna, si os gustan los postres con frutas, os animo a hacer esta tarta porque está buenísima y además, no me digáis que estéticamente no es preciosa.

Helena

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *