La celiaquía y las redes sociales

La celiaquía en las redes sociales

La celiaquía en las redes sociales.

Es curioso que sea yo, quien se dedica a esto de las  redes sociales, quien vaya a escribir un post sobre la desinformación en general que estas ofrecen a la sociedad y el daño que en particular, muchas veces nos hacen al colectivo celíaco.

Pero claro, no todas las cuentas soy iguales, afortunadamente.

Celiaquía y RRSS

Empecemos por recordar que la celiaquía es una enfermedad autoinmune y como tal, su diagnostico debe llegar a través de una serie de pruebas médicas realizadas por doctores especialistas en ello.

Y ahí nos topamos con el primero de los problemas de las redes sociales:

La cantidad de personas que mal asesoradas por otras, dejan de comer gluten porque creen que este les sienta mal. Porque ya sabemos que a día de hoy, el gluten es uno de los enemigos número 1 de la alimentación (nótese por favor el tono irónico).

Que sí, que por supuesto par los celíacos y sensibles al gluten no celíacos, el gluten es veneno. Pero no es el mal de la alimentación, por favor.

Sin embargo, estoy harta de leer: «yo deje el gluten y adelgacé» o «yo deje el gluten y estoy mucho mas deshinchada y tengo más energía».

No pongo en duda ninguna de las dos afirmaciones. Pero en ese caso, ¿no sería necesario hacerse unas pruebas para ver si realmente hay un problema con el gluten y tu cuerpo ?

Porque una cosa tengo clarísima: si no hay un diagnóstico medico, si solo «sospechamos» que un alimento nos sienta mal, seguro, absolutamente seguro, que en alguna ocasión (o mas de una) nos saltaremos la dieta.

Pero es que sin unas pruebas, podemos estar errando en esa «sospecha» y perjudicar aún mas nuestra salud.

redes sociales y celiaquía

Influencers versus Referentes

Ahí, poniendo el dedito en la yaga.

Cuanto daño, pero cuanto daño nos han hecho todas esas y esos «influencers» de las redes que dejan de comer gluten en casa, pero llega el fin de semana, van al evento correspondiente y se ponen hasta arriba de todo, mostrándolo sin pudor en sus cuentas.

Y cuando alguien les cuestiona, alegan que es que «son solo intolerantes al gluten» y que de vez en cuando se pueden saltar la dieta.

No hay emoticonos aquí para poner, pero imaginaros mi cara en uno de ellos entre enfadada, sorprendida y asqueada.

«Pero Helena, tú eres una Influencer«.

Pues no, no me gusta ese término. Entiendo que se me diga. Pero en todo caso, me gusta más referente.

Porque en las redes sociales hay mucha tontería, mucha fake new y mucha desinformación.

Pero también creo que estamos (y sí, me incluyo porque hay que darse valor a uno mismo) una serie de personas, que trabajamos seriamente, duramente. Con rigor y con información.

Y seguro que alguna vez metemos la pata. Seguro.

Pero de lo que no me cabe ninguna duda, es que lo que encontrareis en esas cuentas o redes, será real y veraz.

Prueba de ello: aquí tenéis un post con cuentas de Instagram y este con blogs fantásticos dedicados al mundo sin gluten.

Finalizo diciendo que por supuesto, me encantan las redes sociales.

Soy usuaria de ellas tanto para mi tiempo de ocio como para buscar información de muchas cosas.

Pero os animo a ser críticos. A ver realmente quién aporta y mas, cuando hablamos de una enfermedad, y quien se sube al carro de ello por moda, por ser cool o por jilipollez suprema.

Helena

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *