Flan de vainilla

Flan de vainilla

Flan de vainilla.

Estoy segura, absolutamente segura de que cada uno de vosotros y vosotras alguna vez en su vida se ha tomado uno (o muuuuchos) flanes de vainilla.

Porque sí, es uno de los postres más clásicos de la repostería de nuestro país. 

Y como dirían mis hijos adolescentes: aunque es un postre «humilde», se merece su huequecito entre las recetas de este blog.

Así que sin más dilación, vamos a por la receta.

Flan de vainilla sin gluten
Receta flan de vainilla

Flan de vainilla sin gluten

Para el caramelo

200 gr de azúcar

60 ml de agua

10 gr zumo de limón

Para el flan

500 ml leche

4 huevos L

400 ml leche condensada

10 ml esencia de vainilla

- Elaboración del caramelo

– Ponemos los tres ingredientes en un cazo y los cocinamos a fuego medio hasta que el azúcar se disuelva por completo y coja su característico color dorado.

– Vertemos el caramelo en el fondo de las flaneras. Reposar.

- Elaboración del flan

  • Pre calentar el horno a 160º calor arriba y abajo.

– En primer lugar, ponemos en un bol los huevos, la leche condensada y la esencia de vainilla y batimos hasta que estén bien mezclados pero sin sobrebatir.

– A continuación, echamos la leche y mezclamos un poco más hasta que tenemos una masa homogénea.

– En ese momento, vertemos el flan en las flaneras (llenarlas hasta un poquito menos del borde) y tapamos cada una de ellas con papel de aluminio.

– Poner las flaneras en una bandeja de horno y justo antes de meterlas para hornear, llenar la bandeja hasta la mitad de agua. De este modo saldrá humedad y los flanes se hacen «al baño maría«.   

– Hornear unos 60 minutos pero a partir del minutos 30, ir pinchando de vez en cuando hasta que el cuchillo salga limpio (pero el flan debe bailar un poco).

– Dejar los flanes a temperatura ambiente hasta que se atemperen y en ese momento, meter los flanes en el frigorífico y dejarlos reposar al menos 6 horas antes de desmoldar.

- Desmoldado de los flanes

Una vez pasadas las horas de reposado de los flanes, los desmoldamos. Para que el desmoldado sea perfecto:

  • Ponemos la base del flan en un recipiente con agua caliente. De este modo, el caramelo se calentará.
  • Colocamos un plato en la base del molde. Agitamos con cuidado y desmoldamos.

√  Caramelo: en caso de que no os apetezca hacerlo, podéis usar uno comprado.

Cantidades: rinde para 6 flanes en flanera individual. Se podría hacer un flan grande y en ese caso, habría que aumentar el tiempo de horneado. 

Alergenos varios

Espero que os haya gustado esta sencilla propuesta de flan de vainilla.

Como habéis visto, son muy sencillos de elaborar y están ummmm.

Pero por si os habéis quedado con más ganas de recetas «de toda la vida», ¿qué os parece el clásico flan de huevo?

Helena

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.