Rollo de mandarinas

Rollo de mandarinas y nata

Rollo de mandarinas.

El otoño no es la época del año que más me gusta. 

Sin embargo, es la que me trae una de las frutas que más me gustan: las mandarinas.

Además de ricas, son súper fotogénicas. Aun así,  nunca había hecho un postre con ellas.

Por ello, cuando hace ya un tiempo vi esta receta en una web, tuve claro que me la iba a guardar y hacer su versión sin gluten.

¿El resultado? un bizcocho jugoso con un interior espectacular. Jugad vosotros mismos.

Brazo de gitano sin gluten de mandarinas
Rollo de mandarinas sin gluten

Rollo de mandarinas sin gluten

Para el bizcocho

4 huevos L

100 gr azúcar glas

30 ml leche sin lactosa

30 ml aceite de girasol u oliva suave

esencia de vainilla

50 gr harina mix repostería

20 gr harina de almendras

2,5 gr goma xantana

 

Para el relleno

Nata para montar sin lactosa

25 gr azúcar glas

mandarinas

- Preparamos el bizcocho

– Pre calentar el horno a 180º calor arriba y abajo.

– Separamos las yemas de las claras de los huevos y montamos éstas ultimas a punto de nueve. Cuando ya estén firmes, añadimos 50 gr del azúcar glas y batimos un poco más. Reservar.

– A continuación en la amasadora, batimos las claras de los huevos, la esencia de vainilla y el resto del azúcar glas.

– Una vez esta mezcla haya cogido volumen, añadimos la leche y seguimos mezclando.

– Inmediatamente verter el aceite y continuar mezclando.

– Echar toda el harina y la goma xantana y terminar de hacer masa cremosa.

– Para finalizar, incorporar a pocos las claras montadas, integrándolas con movimientos envolventes siempre de abajo hacia arriba.

- Horneamos el bizcocho

– Vertemos la masa sobre una bandeja de horno forrada con papel y extendemos la masa de manera homogénea.

– Horneamos unos 12/13 minutos.

– Nada más sacar del horno, cubrimos el bizcocho con un trapo un poco húmedo. Enrollamos sobre sí mismo y dejar reposar.

- Elaboramos el relleno y terminamos

– En primer lugar, echamos la nata (importante que esté muy fría) en la amasadora/batidora y batimos  a velocidad alta hasta que coja cuerpo.

– En segundo lugar, y cuando la nata esté semi montada, verter los 25 gr de azúcar glas y terminar de batir.

– Una vez que el bizcoho se haya enfriado, desenrollamos y lo cubrimos con una buena capa de nata montada.

– En una de las esquinas ponemos las mandarinas y volemos a enrollar sobre sí mismo.

– Cubrir todo el bizcocho con film transparente y dejarlo al menos 4 horas reposando en el frigorífico.

– Pasadas las horas de reposo, decorar con nata montada y gajos de mandarina al gusto.

 Leche: por supuesto, se puede hacer con leche con lactosa o vegetal.

 Harinas: la harina de almendra se puede sustituir por una de tipo almidonado (maíz, patata, tapioca, etc…)

Esencia de vainilla: es prescindible y si se pone, siempre la cantidad al gusto.

 Relleno de mandarinas: se podrían cambiar por naranjas (pequeñas), kiwi o vuestra fruta favorita.

 Nata Montada: si le queréis dar un toque mas dulce, la nata montada se puede cambiar por merengue suizo.

Alergenos varios

Espero que os haya gustado esta propuesta de rollo de mandarinas.

Una versión renovada del clásico «brazo de gitano» con un relleno que la convierte en un postre espectaculrar.

¿ Os habéis quedado con ganas de más rollos? pues este de fresas esta increíble

Helena

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.