lunes, 19 de septiembre de 2016

Italia sin gluten (I)

Hola buenos días

Como sabéis los que me conocéis, somos una familia a la que nos encanta viajar. De hecho desde que mis hijos han sido muy pequeños hemos tenido la suerte de poder llevarlos a un buen montón de destinos, tanto aquí en España como fuera de ella.

Cuando salimos de nuestras fronteras, lo primero que hago al pensar en el destino es buscar información sobre las opciones que tenemos para comer sin gluten.

Es curioso porque la gente cuando busca un destino mira los hoteles, museos, las playas o la marchuqui. Pero nosotros no ¿verdad? O al menos no de inicio. Nosotros los celiacos lo primero que buscamos son "opciones de comida segura ", jajajaja, es lo que tenemos.

En la enorrrrme lista que tenemos de "lugares por visitar" iba casi casi en cabeza Italia. Y creo que 5 segundos después de ponerme a investigar un poco, tuvimos claro que ese sería nuestro destino este año. 

Italia tiene miles de lugares maravillosos por ver. Nosotros este año nos decantamos por la zona de la Toscana y Venecia y os digo desde ya que comer sin gluten sido simplemente maravilloso. Pero esto debe ocurrir a lo largo de toda Italia. Así que si pensáis viajar al país transalpino, id tranquilos porque vais a poder disfrutar de la comida. Todo un lujo para nosotros los celiacos.

Como tengo muchas cosas que contaros, creo que haré varios post para no aburriros demasiado. 

Hoy comienzo con algunas recomendaciones que me parecen importantes y dejamos los restaurantes para otro día.

- Si vais a visitar cualquier punto de Italia, lo primero que os recomiendo es descargaros en el móvil la aplicación de la AIC (Asociación Italiana de Celiaquía). Es simplemente espectacular. De hecho, todos menos uno de los restaurantes que nosotros visitamos los saqué de ahí (apoyados además de las recomendaciones de otros bloggers).

- Vuelos: en este caso volamos con Vueling (afortunadamente sin problemas de retrasos) desde Barcelona a Florencia. Es hora y 20 de vuelo así que no te ofrecen comida. Si quieres la pagas. Pero ojo, como los glutoniamos. No obstante sí me fijé que en la carta que había en el avión, tenían opciones sin gluten (alguna cosita de Schar).

- Alojamiento: como siempre cuando vamos de turismo, optamos por un apartamento. Como os decía comer en Italia sin gluten es sencillo, pero a mí estar reducida a una habitación de hotel no me convence. Y más cuando vas con niños.

Este año optamos por un apartahotel llamado "Il Guelfo Bianco", situado a 3 minutos andando del Duomo, vamos, en pleno centro de Florencia. Avalado por la AIC de la que antes os hablaba, es un hotel donde avisando con antelación, en el desayuno (que está incluido en el precio) te ofrecen opciones sin gluten. Además tiene un apartamento que es donde nosotros nos alojamos.

El hotel es una monada porque la decoración está super cuidada. Pero siendo sinceros, me resultó un pelín caro porque pagamos mucho por un desayuno que no era especialmente espléndido. Sinceramente, buscaría un apartamento a través de cualquiera de las "agencias" on-line que existen.
Arriba detalles de las habitaciones del apartamento y abajo los productos específicos sin gluten que nos ponían en el desayuno.

- Supermercados: principalmente compramos en el Carrefour Express que teníamos casi al lado de apartahotel y tamien el Conad. Ambos están repartidos por toda la ciudad y además de productos frescos genericamente sin gluten, encontré pasta (maravillosa pasta sin gluten); productos de la marca Schar y otros de marcas propiamente italianas. También encontré leche y yogures sin lactosa bien marcados.
Detalles de algunos productos que encontramos sin gluten en los supermercados de Italia
- Helados: perdición absoluta, os lo digo desde ya. Aunque hay varias cadenas que ofrecen helados sin gluten, yo os recomiendo completamente GROM de porque en ella no entra el gluten. Todo, absolutamente todo está hecho con ingredientes naturales y sin gluten. Por supuesto, tienen cucuruchos y os puedo asegurar que es complicado elegir el sabor. Las hay repartidas por toda Italia. Nosotros estuvimos en la Florencia (justo al lado del Duomo), la de Siena y la de Lucca.

Por hoy lo dejo aquí. Tengo muchísimos restaurntes que recomendaros porque como os decía al principio, comer sin gluten en Italia fue genial. De hecho en varias pizzerías preguntamos por si no se habían equivocado pensado que podía ser glutoniana de lo buenísima que estaba.

Y sin duda ver la cara de mi hijo poder elegir de todo: pizza, pasta y helados con toda la tranquilidad del mundo, fue de lo mejor de todo el viaje.

Un besote y hasta el próximo día.
Helena

PD: si quieres saber que visitar y todo lo que hicimos el relato lo tenéis en mi otro blog "Oh, pero esto se come"

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡¡Gracias por dejar tus comentarios y opiniones¡¡ Me hacen mucha ilusión y me los leo todos y siempre aprendo de ellos.